Delicias del Mar en Pacífico Restaurant

By Brida - 04 agosto

Siempre pensé que Pacífico era uno de esos restaurantes costosos, donde la porción de la comida es minúscula en comparación con la cuenta.

Ese sábado, luego de dar varias vueltas buscando un sitio bueno para invitar a Gregorio, decidimos ir a Pacífico.

Llegamos poco antes de las 12 y la ocupación del restaurante era baja, quizás la mayoría de la gente prefiere almorzar tarde los fines de semana.  Nos sorprendió la gran cantidad de personal que estaba al pendiente y la decoración me pareció muy bonita.

Llegando, nos sirvieron un consomé delicioso, de esos que te caen súper bien en el estómago.  Rápidamente, nos ofrecieron unos Dips con queso crema y salmón ahumado.  Hasta ahora, todo iba bien.  Me gustan los restaurantes que rompen los esquemas de la tradicional cestica de panes (si es que la ofrecen).

La carta está inspirada en la más selecta gastronomía contemporánea del mar, tienen una sección de Entradas que van desde los 139 Bs (Gyosas) hasta 412 Bs (Tartare Pacífico, un poco costoso pero muy recomendado), Sopas clásicas como la de cebolla (124 Bs) hasta un chupe de mariscos (236 Bs), Raw-Bar con Ostras frescas (353 Bs/docena) y otras exquisiteces como Alaska King Crab (1153 Bs/200 grs) y Langosta en temporada, Ensaladas del mar y una con queso Brie y almendras que me recordó a la que probé en Belle Vue (169 Bs), Carpaccios de Pez Espada, Lomito y Pulpo, una gama bien amplia de Pastas y Risottos, Pescados y Mariscos que combinan sabores asiáticos, aromáticos y de tendencia mundial, 5 platos de Aves y Carnes, 15 variedades de Sushi Rolls, Sashimi, Nigiri y Hozomaki.

Para empezar pedimos unos Langostinos tempurizados al coco, muy crocantes y de buen tamaño.

Langostino tempurizados al coco
Gregorio seducido por la descripción del plato, pidió un Risotto Shitake que combina "la textura y el sabor ahumado del hongo junto a la delicia de los langostinos al romero y el vino blanco".  Como para llevarme la contraria, el plato estaba bien sustancioso, según Gregorio el sabor inmejorable y el precio aceptable para la calidad (394 Bs).

Risotto Shitake

Emil como buen amante de las pastas, escogió un Agnolotti de Salmón y Camarones a la crema y limón.   Aunque le gustó su plato, fue el menos colorido de los tres y ciertamente la gente come por los ojos.

Agnolotti de Salmón y Camarones a la crema y limón

Y yo, escogí un Salmón Belneau en salsa dulce con tomates secos, aros de cebolla y espárragos.  Muy rico, sellado y jugoso.

Salmón Belneau

La cuenta para tres salió en no más 2000 Bs, incluyendo jugos naturales y sin pedir postre.

¿Volvería? si la ocasión lo amerita.

  • Share:

0 comentarios